top of page
Buscar

¿Cuál es el Calibre de la cultura de tu empresa y cómo puedes desarrollarla?

¿Está alineada la cultura de tu empresa con tus valores? Aprende a mejorar tu cultura utilizando el acrónimo CALIBER (Calibre).

POR JASON ZICKERMAN • ABR 19, 2023


El término cultura empresarial puede parecer a veces un eslogan elegante y moderno. Pero no nos equivoquemos: adoptar una cultura empresarial definida y próspera es uno de los elementos esenciales del éxito en los negocios.


Cuando hablamos de cultura empresarial, nos referimos a un conjunto común de valores, reglas, comportamientos y prácticas que se adoptan y fomentan en toda la organización. El concepto de cultura empresarial no se introdujo en nuestro vocabulario laboral hasta los años ochenta y principios de los noventa. Unas décadas más tarde, la cultura empresarial es ahora un tema de gran interés en innumerables salas de juntas y reuniones de equipo.

Toda organización, por suerte o por decisión propia, tiene una cultura empresarial. La gran pregunta es si la tuya es la que deseas. Cuando una cultura empresarial es más accidental que cultivada, las organizaciones pueden perder de vista su misión fundacional. Por no hablar de que la productividad suele tambalearse y todo el sistema sufre a menudo una falta de identidad y valores compartidos. Todo esto no es más que una forma elegante de decir que fomentar una cultura empresarial positiva puede tener un impacto extraordinario.


Definiendo una cultura empresarial


Como CEO y Presidente de The Alternative Board, sabía que nuestra organización global tenía una cultura bastante positiva desde el principio. Pero operamos en 25 países de todo el mundo, por lo que también era muy consciente de que crear y apoyar una cultura a una escala tan masiva presentaba sus retos. Si cada país posee su propio conjunto de valores y normas subyacentes, ¿cómo puede un sistema tan diverso como el nuestro fomentar una cultura coherente basada en valores básicos comunes? Estaba confundido.


Hace algunos años, cuando trabajaba en el Reino Unido, tuve la fortuna de asistir a una conferencia magistral del psicólogo organizativo y escritor Damian Hughes. Damian trabaja con equipos de atletismo profesional y es experto en culturas deportivas de alto rendimiento. Le escuché mientras hablaba de la importancia de esforzarse por conseguir una cultura de compromiso y dedicarse organizativamente a los estándares de alto rendimiento.


Aunque siempre he creído que la cultura es el rey, lo que más aprendí ese día fue cómo Damian destacó la importancia de tener una cultura memorable y repetible. Sugirió utilizar un acrónimo en el que cada letra representara un valor cultural fundamental. Salí de la presentación lleno de energía. Mi equipo directivo y yo nos pusimos manos a la obra.


Dimos con el acrónimo CALIBER (Calibre). Cambió la imagen de nuestra organización de muchas maneras. Y puede que también transforme la tuya.


Hablemos de CALIBER (Calibre)


Idear un acrónimo que respalde tus valores y la cultura de tu empresa es una cosa, pero vivirlo y respirarlo es otra muy diferente. Para nuestra organización global y nuestros franquiciatarios, sabíamos lo importante que era definir una cultura que funcionara igual de bien en Estados Unidos que en la India, Sudáfrica o Austria. También tenía que aplicarse a los miles de dueños de negocios a los que apoyamos y que están repartidos por todo el mundo. La tarea era difícil, pero sin duda importante.


COMMUNITY (COMUNIDAD) - El compañerismo y la pertenencia son sólidos conectores organizativos con efectos positivos duraderos. Cuando nos apoyamos unos a otros en las trincheras, tanto en los buenos como en los malos momentos, nos convertimos en mejores miembros de comunidades más fuertes. Esto nos permite aprovechar las experiencias, los logros y los conocimientos colectivos para aumentar drásticamente nuestras posibilidades de éxito.


ACCOUNTABILITY (RESPONSABILIDAD) - Haz lo que dices que vas a hacer y espera que los demás hagan lo mismo. Suena tan sencillo y, sin embargo, puede poner a prueba nuestros límites. Pero la responsabilidad es una parte necesaria del crecimiento. Cuando todos los miembros de tu equipo asumen la responsabilidad de sus acciones, tienden a valorarse más a sí mismos y a los demás.


LIFELONG LEARNING (APRENDIZAJE CONTINUO) - Adquirir conocimientos de forma activa demuestra sistemáticamente una sed de información y una voluntad y un afán de crecimiento personal y empresarial. Especialmente en nuestro acelerado auge actual del mercado post-Covid, el conocimiento es poderoso y transformador.


INNOVATION (INNOVACIÓN) - A los que miran hacia el futuro les encanta el progreso. Adoptan nuevas formas de hacer las cosas. Buscan oportunidades y ponen el nivel de crecimiento y avance para todos los que les rodean. Los innovadores no se definen por inventar un nuevo dispositivo o sistema, sino por abrirse a las posibilidades y aprovechar las que tienen sentido.


BELIEF (CREER) - Creer en ti mismo, en tu equipo, en tu misión y en tu familia es vital para crear tu negocio y la vida que deseas. En este caso, no se trata de adoptar una ideología específica, sino más bien de la convicción de que las creencias optimistas y seguras generan resultados positivos.


EXCELLENCE (EXCELENCIA) - Una cultura que celebra la búsqueda de la excelencia es extraordinariamente poderosa. La búsqueda de la excelencia no consiste en no fracasar nunca, sino en el deseo de mejorar constantemente. Nuestra voluntad de fomentar la mejora en nosotros mismos y en toda nuestra organización es la clave de una cultura empresarial contundente.


RESPECT (RESPETO) - El dicho "Tienes que ganarte mi respeto" simplemente no se aplica en las culturas empresariales modernas de hoy en día. Demostrar un gran respeto por todos los miembros de la organización indica a todo el equipo, desde la base, que se les valora y aprecia por sus contribuciones y logros personales.


Según todos los indicadores, basar nuestra cultura en CALIBER (Calibre) ha sido un gran éxito en toda mi organización, y creo que sus cimientos son lo suficientemente sólidos como para funcionar también en la tuya. Sin embargo, si quieres crear tu propio acrónimo, empieza por definir la cultura de tu empresa de una forma que tenga sentido para ti.


Haz que sea memorable. Haz que suene. Haz que importe. Después, observa cómo se dispara el calibre de tu cultura.


Jason Zickerman

COLABORADOR DE LA RED DE LIDERAZGO EMPRENDEDOR

CEO de TAB (The Alternative Board) | Asesor de Crecimiento y Desarrollo Empresarial

60 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Commentaires


TAB-LI-Personal-ChangeHappens-1584x396-PicOnly-v4.jpg

El conocimiento colectivo al servicio de tu éxito
19 razones por las que necesitas un consejo integrado por empresarios

bottom of page